Cubalex condena el asesinato de la activista hondureña Berta Cáceres.

La Habana, Cuba, 15 de marzo de 2016.- La actitud política de Berta Cáceres no debió ser nunca un “requisito” para ser asesinada, como ha dicho la prensa internacional.

Cubalex condena todo tipo de violencia, pero en este caso el pronunciamiento tiene otros matices. Mujer, madre, defensora indígena, activista de los derechos humanos, ambientalista y opositora gubernamental, más de cinco razones para condenar el asesinato de Berta Cáceres ocurrido el pasado 3 de marzo en Honduras.

Berta Cáceres no puede ser una víctima más de la violencia de su país.  No puede ser parte de las estadísticas.  La violencia es injustificada pero cuando la gente muere, como Berta, por sus ideales, debe abrirse un camino a la paz. No lloremos solo porque dejó cuatro hijos atrás, sino porque con ella se fueron la voluntad de pelear por un mundo mejor y sostenible.

En Cuba la violencia contra la oposición es constante. Nosotros tenemos una historia no contada y escamoteada por un régimen político de poco menos de 60 años, lo que hace que la violencia contra las personas que disienten del gobierno alcance complejas y diversas expresiones. Ese detalle histórico hace que seamos solidarios con todos los que, como nosotros tienen el valor de decir: “Basta”. Hace que sintamos que perdimos a una de nosotros.

La muerte de Cáceres demuestra que no bastan las protecciones que nos brinden las organizaciones mundiales si los gobiernos son corruptos. Las peores consecuencias no las sufrirán la familia de Berta, aunque eso sea lo que se ve a simple vista, las peores consecuencias las sufrimos todos porque hemos sido privados de que, un día cualquiera, nos la encontráramos y nos contara cómo logró vencer.

 

SU ARMA ERA LA VOZ, NO ESTABA ARMADA

 

A Berta Cáceres

 

SEÑORA

Hoy el duelo se vistió de gala,

Han obligado al descanso, a la  mujer de mil cruzadas

Viste de luto una colonia en la Esperanza

y el occidental rio de Gualcarque

ha cambiado por lágrimas sus aguas

 

SEÑORA

Sus hijos son todos los indígenas,

Que con hondo dolor hoy la acompañan

Reclamando en una sola voz,

la justicia  que a su muerte falta

 

SEÑORA

Con respeto y observancia, su nombre pronunciamos

Berta Cáceres… mujer audaz y brava

desde el cielo, la tierra, el reino de las almas

miles de voces se unen y  reclaman

“Su arma era la voz, no estaba armada”

María Bonet

Una respuesta

  1. Hermosas palabras a la activista hondureña asesinada!! Valiente mujer, defensora de los derechos humanos de los indígenas. Gracias María Bonet Hevia, por tu poema!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: